FONAF: POR UNA NUEVA RURALIDAD EN LA ARGENTINA

POR UNA NUEVA RURALIDAD EN LA ARGENTINA

                                             La FONAF representa un movimiento rural que reúne las bases sociales de la agricultura familiar.  Se ha constituido además en la representación legítima de la 5ta. Fuerza Agraria nacional recuperando un espacio propio negado a los pequeños agricultores y trabajadores rurales de la Nación, en pos de fortalecer actores de un modelo agrario excluyente.  Esta 5ta fuerza agraria, en definitiva construye un espacio de creación de un modelo agrario sustentable, social y políticamente incluyentes, soberano, y sostenible en términos ambientales y económicos.

                                         La aplicación de las acciones del Gobierno de Mauricio Macri en este sector singular, se instrumentaron en evidente plan sistemático para retrotraer la recuperación de derechos reivindicados y quitar del mapa a este actor clave de la creación de una economía agraria incluyente, desconcentrada y federal en Argentina. Este es el “sector productivo, que aporta día a día una diversidad de alimentos diferenciados y económicos, en cadenas cortas de abastecimiento, promotores de la soberanía alimentaria de las comunidades.

                                       La existencia de un plan resulta evidente, al hilar una serie de “hitos”, que aislados parecen ser meras consecuencias de hipótesis incorrectas de desarrollo, o de factores externos inmanejables que impidieron un mejor destino, o causa de una “herencia”, pero en realidad lejos de ser consecuencias fueron resultados buscados, a saber:

  • Eliminación del financiamiento operativo de la SAF de manera progresivo y permanente
  • Eliminación del Monotributo Social Agropecuario, que implicaba la inclusión a  derechos  fiscal previsionales  y de acceso a la salud;
  • Eliminación  de la Secretaría de Agricultura Familiar y  reducción drástica de recursos  al IPAF (Instituto de Investigación para la Agricultura Familiar) instituciones  destinada a apoyar y fomentar a las pequeñas producciones agrícolas familiares, minifundistas, campesinas,  indígenas,  fundamental para el desarrollo tecnológico,  capitalización, y acrecentamiento de la capacidad productiva sostenible y sustentable  destinado a la producción de alimentos y al consumo interno;
  • Negación de la representatividad sectorial de la FONAF, reasignando estatalmente su identificación a la de representación de bases sociales en crisis de subsistencia, reemplazando el marco de relacionamiento de sector productivo a sector social;
  • Desnaturalización de la Ley de Agricultura Familiar modificando el Sujeto de Derecho y por lo tanto re-direccionando los beneficios de la Ley a otros sujetos agrarios vinculados al agro negocio
  • Vaciamiento y desnaturalización del RENAF, registro nacional  fundamental para la identificación y cuantificación de los agricultores familiares en todo el país 

Lo precedente obviamente generó impactos adversos pero no son consecuencia  de errores o de factores favorables ausentes, sino hitos de la perpetración de un plan de “anulación”.

                             Vamos a batallar en nuestros territorios por el triunfo de una alternativa frentista y popular, que levante entre sus ideales emblema la re-instalación de esta 5ta Fuerza Agraria con todos los derechos y recursos que le fueran quitados, y el desafío de reglamentar la Ley según su espíritu teniendo como único sujeto legítimo de derecho a  los agricultores familiares.

En términos de remediación “inmediata” del daño producido postulamos las siguientes medidas de gestión política para el próximo Gobierno Nacional y Popular:

  • Recuperar el rol del Estado como promotor del desarrollo rural, generador e igualador de posibilidades para  el progreso de la agricultura familiar;
  • Reactivar el Monotributo Social  Agropecuario, mejorando los componentes de obra social y jubilaciones
  • Recuperar  los espacios de participación y decisión de  las organizaciones en la creación de programas y políticas para  la AF
  • Reincorporación de los Técnicos/as  injustamente despedidos de la SAF
  • Inmediato fortalecimiento presupuestario de la SAF para que cumpla su misión de apoyar y asistir técnicamente al sector de la AF
  • Creación de líneas de financiamiento destinadas a al fortalecimiento de los sistemas productivos de los agricultores familiares
  • Reactivación inmediata del RENAF  y RENOAF  con participación de las Organizaciones
  • Recuperación del status del Ministerio de Agroindustria
  • Reglamentación  completa  e integral de la Ley de Reparación histórica de la AF y   puesta en marcha inmediata  de la Ley 27.118 siendo el Ministerio de Agroindustria el órgano de aplicación y la SAF el órgano de ejecución 
  • Retomar el trabajo con la Ley 26.130 para la estabilidad territorial de los Pueblos Originarios
  •  Participación de la AF  en los programas alimentarios y de provisión de alimentos   

                 En la emergencia alimentaria

  • Participación de la AF  en las compras públicas de alimentos
  • Medidas de reactivación de las economías regionales, en particular facilitando la comercialización de sus productos y el acceso al mercado interno  sobre todo  los  mercados de proximidad
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s